Presentaron un Proyecto de ley para crear el Instituto Nacional del Libro  

Politica 24 de abril de 2019 Por
Silvana Ginocchio es una de las firmantes.
Filmus

“Con libros hay futuro”. Con esa consigna se presentó en la Cámara de Diputados de la Nación el proyecto para crear el Instituto Nacional del Libro (INLA), que busca -entre otros objetivos- impulsar la creación literaria y el pensamiento argentino como herramientas de democratización, y promover la circulación federal de los libros y el acceso igualitario en todo el país.

El proyecto, cuyo autor es el ex ministro Daniel Filmus, fue firmado también por legisladores de todas las bancadas, entre ellos la diputada Silvana Ginocchio (Elijo Catamarca), quien integra la Comisión de Cultura. También firmaron José Luis Riccardo (UCR), Leonardo Grosso (Movimiento Evita), Victoria Donda (Somos), Daniel Arroyo (Red por Argentina), Elda Pértile y Carolina Moisés (Justicialista), Roberto Salvarezza Pablo Carro, (FPV), Cecilia Moreau, José Ignacio De Mendiguren, (Unidos por una Nueva Argentina, UNA), Alejandra Rodenas (Nuevo Espacio Santafesino), José Luis Ramón (Protectora), y Mirta Pastoriza (Frente Cívico por Santiago)

La presentación fue acompañada por editores, escritores, traductores, representantes de las cámaras del libro, de los sindicatos y de las universidades públicas, para dialogar sobre la importancia de que exista “un ente para pensar políticas a largo plazo”.

Es que los mecanismos de creación, producción y circulación hasta llegar a los lectores forman una red que está cada vez más frágil. A fines de 2018, informes de la Cámara Argentina del Libro (CAL) y la Cámara Argentina de Publicaciones (CAP) señalaban que, en los últimos tres años, la producción de libros cayó más del 40%.

“Uno de los objetivos principales del proyecto es que los escritores y los editores tengan la posibilidad de llegar a nuevos públicos. Para ello es necesario que esa responsabilidad sea asumida por el Estado y no quede librada al mercado”, dijo Filmus. “Más allá del momento crítico que atraviesa actualmente la industria editorial en el país, la ley establece la creación de una instancia para el diseño y la implementación de políticas públicas en favor del libro”, agregó.

"El libro tiene que ser una política de estado", aseguró.

De la presentación también participaron personalidades de la cultura de todos los orígenes: Claudia Piñeiro, Daniel Guebel, Luisa Valenzuela, Julián López, Alejandro Dolina, Darío Sztajnszrajber, Daniel Divinsky, Carlos Díaz, Raquel Franco, Víctor Malumián, Francisco Lohigorry, Ecequiel Leder Kremer, Juan Pampín, Carlos Arias y Héctor Amichetti, entre otros.

 

 

El filósofo Darío Sztajnszrajber señaló que “la política se ha juntado, pero también hay una convergencia de todos los que participamos de la producción del libro”. La escritora Claudia Piñeiro aseguró que “esto es una búsqueda por incluir a todos los sectores dentro del libro”, y agregó: “Hay quienes dicen que por qué pensar en los libros cuando no hay para comer. Si no hay para comer es porque no se pensó antes en los libros. Es importante pensar en el libro en un sentido federal, de eso se tiene que ocupar el Estado para que llegue a todos lados y no sólo adonde conviene que llegue”.

El abogado y editor Daniel Divinsky manifestó que, a pesar de todo, “hay una salubridad básica en el sector que la ley va a defender” y que “esto muestra cómo en tiempos de crisis el libro resiste”. Raquel Franco agregó que “hacen falta políticas públicas y lingüísticas”, en referencia a un área poco tenida en cuenta: la traducción. El escritor Daniel Guebel, ganador del Premio Nacional de Novela 2018 por El absoluto, dijo que “para un lector y un escritor no hay nada más real que la lectura y la escritura”, mientras que Alejandro Grimson sentenció que “no tiene que ser una ley del sector sino una ley de Argentina”.

“Pasamos de vender tres libros por habitante a menos de uno. Eso es doloroso, realmente dramático”, aseguró Héctor Amichetti, en representación del sector de imprenteros, y el dueño de Librería Hernández Ezequiel Lederkremer dijo que “el libro es la herramienta natural que nutre el pensamiento crítico”.

El proyecto de creación del INLA busca:

-Contribuir a la circulación de la creación literaria y el pensamiento argentino como herramienta de democratización y enriquecimiento del debate público.

-Promover la circulación federal del libro y el acceso igualitario en todo el territorio de nuestro país, fortaleciendo los mecanismos de distribución y comercialización del libro argentino.

-Promover los espacios de promoción y difusión del libro en sus dimensiones culturales y de promoción de la lectura.

-Contribuir a garantizar los derechos de autores y productores culturales de la industria editorial.

-Promover la presencia y circulación del libro argentino en el ámbito de la lengua castellana más allá de las fronteras nacionales a través de políticas de estímulo a la exportación y traducción de libros argentinos.

Para su financiamiento, si se aprobara la ley, se destinará a este Instituto -"hermano" del Incaa y del Del Teatro- el 2% del presupuesto nacional de Cultura. Si existiera hoy, ese porcentaje representaría $ 80 millones. Además, la ley prevé que Presidencia designará a un director ejecutivo, que estará acompañado por un directorio y una asamblea federal.

Valle Calchaquí D

Dirección y Redacción

Te puede interesar